Morita

I Mamá abrió la puerta. Era la primera vez que estaba en una sala tan grande y tan bien decorada como aquella. Las paredes eran de marmol con acabado de plata. El piso de cristal hacía que mis zapatos resbalasen. Varias veces estuve a punto de caer, pero mamá me sujetaba cada vez que comenzaba … Sigue leyendo Morita