Estrella fugaz

Los bosques son conjuntos de árboles, dicen todos. No exactamente.
Los bosques son seres vivos, al igual que nosotros.
Los bosques son plantas, animales, hongos y hasta bacterias.
Los bosques son como los que lo habitan.

Los bosques son misteriosos y sorprendentes.

Muchas cosas pasan por la cabeza de alguien que está de guardia en un campamento. Somos diez personas que llevamos sobreviviendo juntas una semana. Y esta es la primera vez que estoy de guardia a la mitad de la noche. Hace 3 días hice guardia al comenzar la noche, cuando la gente cuenta historias y habla de la vida. Ahora estoy en medio de la nada. Cualquier cosa que no sea el que me va a sustituir hasta el amanecer es una potencial amenaza.

Una estrella fugaz pasa por el cielo de norte a sur. He escuchado que en realidad no son estrellas, sino asteroides. Pero eso no va a impedir que pida mi deseo.

Antes habían cosas para dar gusto y sabor a las comidas, como la sal o la pimienta. Si tuviésemos en el campamento o en el bosque un poco de esa sal, la vida sería un poco menos desagradable. Estamos en un bosque, tenemos muchos árboles a nuestra disposición y nos sobra la madera.

Si pudiese convertir la madera en sal sería genial.”

―¡Hola!
―¡AAAAAAAHHH! ¡Ah, eres tú! ¡Me asustaste!
―Te enloqueció la guardia, ¿no?
―¡Qué va!
―Ya, ve a dormir. Mañana será otro día. Seguramente mejor que el anterior.
―Bueno. Pero no estoy loco, ¿eh?
―Claro, orate.
―¿Qué dijiste?
―¡Ya ve a dormir!

Hemos recolectado bastante madera, la cantidad justa para no destruir el bosque. He talado unas cuantas más para probar si puedo convertirlas en sal como deseé añoche (uno es ninguno, ¿no?).

Espero que no sea una fantasía.

Y antes de terminar de decir “fantasía”, aparecieron montículos de sal en lugar de las maderas

¡Increible! ¡Funcionó!

Ahora tengo una cantidad considerable de deliciosa sal. Con un arbol más tendremos para una semana.

Volví a empuñar el hacha y me dispuse a talar el arbol del costado. Cuando el filo hizo contacto con el tronco, este comenzó a gritar y a moverse.

-No te atrevas, humano ingenuo. Si quieres sal, te enseñaré dónde hay. Pero primero devuélveme a mis hermanos.

Solté el hacha. ¿Cómo te devuelvo a tus hermanos talados?

―Elemental, humano. Solo despierta, aunque esto sea un cliche.
―¿Cómo?
―Que despiertes, ya es de día


Me encontraba en mi carpa. alguien vino a despertarme.

―He tenido un sueño. Sobre dónde podemos encontrar algo valioso para nosotros.


Este relato participa en Writember de Escritos Cometa: BlogTwitter

4 comentarios sobre “Estrella fugaz

  1. ¡Hola! Me encanta ver como mejoras cada semana y esta no ha sido una excepción. Un final sorprendente y una idea muy original. Me quedo con que la soledad es íntima amiga de la locura y nuestro protagonista tiene mucho de ambas jajaja. ¡Un saludo! Cometa.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s